¿en qué consiste la fisioterapia del suelo pélvico?

El objetivo de la fisioterapia del suelo pélvico es mejorar la función del suelo pélvico a través de terapia manual, educación, ejercicios y modificaciones en el estilo de vida para disminuir y eliminar sus síntomas.

En OSTEON podemos evaluar y tratar el grupo de músculos que están involucrados en la función urinaria, intestinal y sexual. Cuando estos músculos no funcionan correctamente, pueden provocar síntomas como incontinencia, aumento de la urgencia y/o frecuencia, retención (no poder vaciar la vejiga o los intestinos) y dolor pélvico.

suelo pelvico osteon fisioterapia

¿qué problemas puede presentar el suelo pélvico?

Cualquiera puede tener disfunción del suelo pélvico y puede beneficiarse de la fisioterapia. Si bien hay ciertos grupos que pueden tener una mayor probabilidad de presentar síntomas del piso pélvico, cualquiera puede experimentar estos síntomas. Algunos ejemplos de situaciones que pueden beneficiarse de la fisioterapia del suelo pélvico son:

Pre y posparto

Éste es uno de los momentos más comunes en los que surgen preocupaciones sobre el piso pélvico. Con un bebé en crecimiento, el trabajo del parto y la recuperación postparto, los cuerpos de las mujeres experimentan muchos cambios en un corto período de tiempo. Las personas pueden experimentar dolor en la zona lumbar, el coxis, la pelvis y las caderas. También pueden experimentar síntomas como incontinencia, pesadez, urgencia y frecuencia, y dolor durante las relaciones sexuales. Todos estos son síntomas que se pueden mejorar con la fisioterapia del suelo pélvico.

Post menopausia

Durante la menopausia, los niveles de estrógeno de las mujeres disminuyen significativamente. Los estrógenos son importantes para mantener una función óptima en la región del suelo pélvico. Por ello, al pasar por la menopausia, las mujeres pueden experimentar síntomas como pesadez/hinchazón, incontinencia, mayor urgencia y frecuencia y dolor pélvico. El fisioterapeuta del suelo pélvico juega un papel importante en la mejora de estos síntomas en combinación con los tratamientos de su médico.

Hombres

Aunque cualquier hombre puede experimentar síntomas del suelo pélvico, las causas más comunes de disfunción del suelo pélvico en los hombres incluyen dolor pélvico crónico, prostatitis crónica, posquirúrgico y post-prostatectomía. Los síntomas comunes que pueden experimentar los hombres incluyen la sensación de vaciado incompleto de la vejiga o del intestino, flujo lento/débil, incontinencia, dolor pélvico y disfunción eréctil. Estos síntomas se pueden disminuir mediante educación, técnicas manuales y ejercicios.

Después de cirugía

Después de someterse a una cirugía abdominal o pélvica, es común experimentar problemas del suelo pélvico. Esto puede deberse al procedimiento quirúrgico en sí mismo o debido a un cateterismo prolongado. Por lo general, el tratamiento de fisioterapia posterior a la cirugía funcionará para disminuir el dolor y mejorar la movilización de la cicatriz.