Neuralgia postherpética

  • 12 diciembre, 2019
herpes zoster dolor neuropatico neuralgia postherpetica osteon neurodinamica

Neuralgia postherpética

La neuralgia posherpética es una patología que cursa con dolor neuropático. En concreto, es una de las formas de dolor neuropático más llamativas a nivel clínico. Su naturaleza infecciosa la dota de aún mayor complejidad fisiopatológica.

La neuralgia postherpética se define como un dolor neuropático que dura más de 3 meses, y que se desarrolla como consecuencia de la infección por el virus de la varicela herpes zóster. En fases iniciales, el zóster produce unas lesiones vesiculares cutáneas acompañadas de dolor siguiendo la distribución del dermatoma afectado. La neuralgia aparece como complicación de esta enfermedad viral que afecta a la piel.

La presentación de los síntomas de la neuralgia posherpética es muy variable. Aunque el dolor es el principal síntoma, también puede cursar con parestesias. Topográficamente, implica los dermatomas inervados por los ganglios de la raíz dorsal espinal. Es decir, sigue en su presentación la organización dermatómica. También puede proyectar los síntomas acorde a la inervación cutánea de un nervio craneal.

La neuralgia posherpética se desarrolla en aproximadamente el 10% de los pacientes infectados. Sin embargo, el riesgo de desarrollo aumenta con la edad. Un 20% de pacientes mayores de 65 años, y un 30% de los mayores de 80, desarrollan neuralgia postherpética después de zóster.

Tratamiento de la neuralgia posherpética

El tratamiento de la neuralgia posherpética es básicamente farmacológico. Requiere individualización y adaptación a la fase evolutiva de la enfermedad, características específicas del dolor, síntomas asociados y estado clínico general de cada paciente.

Como tratamiento de primera línea, se recomiendan gabapentina, pregabalina y lidocaína. Los metaanálisis Cochrane concluyeron que la gabapentina y la pregabalina son efectivas para aliviar el dolor en la neuralgia posherpética.

Como tratamiento de segunda o tercera línea, se recomienda el parche de capsaicina (8%) u opioides. El parche de capsaicina de alta concentración (8%) proporcionó un mejor alivio del dolor que con una concentración sustancialmente menor.

Un metaanálisis sistemático demostró que la oxicodona, como un opioide fuerte, solo tenía pruebas de muy baja calidad para ser útil en el alivio del dolor en la neuralgia posherpética.

Fisioterapia y neuralgia postherpética

Aunque hay descritas algunas posibilidades de tratamiento para la neuralgia postherpética, lo más prudente es, al menos durante las fases agudas más hiperálgicas, esperar. La adición de mecánica, de movimiento, puede exacerbar el dolor en esta etapa. Otras medidas analgésicas que ayuden al efecto de los fármacos pueden ser aceptables.

La movilización tiene sentido una vez pasada la fase de más dolor. La neurodinámica nos permite reducir la mecanosensibilidad elevada, relacionada con el dolor neuropático. También la utilizamos para mejorar, en su caso, la patomecánica neural. Es decir, la limitación del movimiento por adherencias y otro tipo de restricciones alrededor del tejido neural. La orientación del tratamiento neurodinámico es parecida al de la neuropatía diabética.

5 comments on “Neuralgia postherpética

  1. Marcos dice:

    Sufro de neuralgia postherpética desde hace más de ocho años, he pasado por todos los tratamientos formales e informales que se describen en la literature disponible en la web, desafortunadamente no he conseguido encontrar nada que me alivie y más bien noto que con el paso del tiempo el dolor va volviéndose permanente y las crisis son más frecuentes. He perdido las esperanzas de conseguir un tratamiento exitoso, escribo ahora más para compartir con alguien mi angustia pues siento pena cuando entre familia o amigos tengo que responder u sus preguntas, que mi problema es el dolor. Saludos.

    1. HORACIO MONTES DE OCA DE LARREA dice:

      buenas noches amigo, desgraciadamente paso por la misma situacion que tu y lo mio es peor ya que despues del herpes zoster me puse en manos de un neurocirujano Miguel Angel Meza Bautista el cual me ofrecio eliminar mi dolor y una negligencia medica me paralizo la mitad de mi cuerpo y lo peor me dejo con el dolor al 100 por ciento y sin movilidad sensibilidad lo cual termino con mi calidad de vida en todos los aspectos…igual eh buscado mil cosas para aliviar mi dolor y encontrado un poco de descanso en la meditacion y poco de ejercicio, vivo en Guadalajara Jalisco Mexico soy Horacio tu servidor

  2. Jesús dice:

    Muy buenas doctor, se que mi comentario no está relacionado con la entrada del blog, pero no sé muy bien como funcionan estas cosas, ruego me disculpe. Hace un par de meses empecé con molestias lumbares que terminaron oor ectenderse a mi zona dorsal. Tras un poco de fisioterapia y reposo (cese de la actividad en el gimnasio, principalmente dominadas) mi condicion mejoroy. Entonces fue cuando empece a sentir mis hombros cargados y ahora mismo mis molestias hace un mes que se trasladaron a la zona escapular/ cervical. Por lo que le escribo y es motivo de mi preocupación es porque siento muchos crujidos y chasquidos a lo largo de mi espalda y clavicula y escápula al realizar movimientos principalmente de hombro y brazo. Sé que esto no es un motivo de preocupación per se, sin embargo, uno de ellos ed en mi zona cervical (en torno a c5, c6). Mi médico me ha mandadl radiografías de la espalda debido a mi molestia revulsiva. Estoy asustado y quería reguntarle acerca de ese crujido concreto. Se produce al inclinar ligeramente la cabeza hacia delante y elevar mis hombros (princ. Derecho) como si estuviese ejercitando trapecio en el gimnasio con mancuernas). No siento que sea el típico ruido o crujido que genera la tensión muscular, lo noto mas agudo y mas en forma de clac. Al elevar el brazo, en mi mano sobre las cervicales siento como algo se eleva con el movimiento y al descender, con la presión… Clac! Cruje y desciende de nuevo. Me preocupa muchisimo que sea una vertebra que se mueve (algo como una espondilolisis o una hernia cervical). Tengo el trapecio y la zona de la espalda alta muy contracturada pero sigo realizando mis rutinas de gimnasio y trabajo sin mayor molestias (no es un dolor incapacitante ni una debilidad o reduccion del movimiento a destacar). También paso muchas horas en el ordenador y ya me he encargado de corregir mi postura, pues inclinaba demasiado la cabeza hacia delante.
    En definitiva le ruego me de su opinion doctor y opine sobre si cree que puede ser una vertebra que se mueve o es un miedo infundado mío.
    Siento escribir en este hilo y espero no le moleste, trataré de aprender como hacer el uso correcto del blog pues me interesa muchísimo. Muchísimas gracias doctor y le ruego me conteste.
    Un saludo, Jesús.
    (23 años)

    1. Hola Jesús,
      La mayoría de crujidos articulares tienen poca o ninguna relevancia clínica. Es decir, que no significa que haya algo grave sucediendo.
      En la columna vertebral son bastante frecuentes, y no debes preocuparte, sobre todo si te permiten moverte y hacer tus tareas, incluso deportivas, sin problemas.
      De cualquier modo, si estás intranquilo puedes hacer una radiografía para comprobar que tu columna sigue intacta.
      Un saludo,
      Carlos López Cubas
      PD: no soy doctor, soy fisioterapeuta.

      1. Jesús dice:

        Muchísimas gracias Carlos. Mi miedo venía por ser un crujido existente en mis cervicales cada vez que elevaba mi brazo y no ocasional. Pero muchas gracias por su atención, me ha tranquilizado mucho de veras. Me quedaré por este blog y gracias por su labor, encomiable.
        Un saludo.
        Jesús.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies