Neurodinámica y edema intraneural

  • 25 julio, 2013

El estudio presentado por Brown et al hace 2 años The effects of neurodynamic mobilization on fluid dispersion within the tibial nerve at the ankle: an unembalmed cadaveric study demostró como la movilización pasiva del nervio induce la dispersión del fluido intraneural.

Como en todo estudio hecho en cadáveres, presenta como limitación la capacidad de extrapolación de sus resultados al sujeto vivo y, más interesante, su correlación clínica. Los autores, de forma quizás un tanto optimista y aventurada, concluyen que sus hallazgos pueden resultar clínicamente significativos en la presencia de edema intraneural, como el encontrado en los nervios patológicos tales como los que se encuentran en los síndromes de compresión.

tobillo nervios esqueleto

La situación experimental propuesta estudia la difusión de un plasma tintado e inyectado en el nervio tibial en varios especímenes que reciben durante un minuto repetidas movilizaciones. Y, efectivamente, comprueba que las diferencias que presenta el nervio en la difusión del plasma, pre y post intervención, son estadísticamente signifiativas.

Desde luego, la interpretación a la ligera del estudio puede hacer dar palmas con demasiado ímpetu, y por otro lado, su minucioso análisis en cuanto a sus conclusiones, discutible en las puntillitas.

Por mi parte, entiendo que da un pequeño empujón a la teoría de la resolución del edema intraneural como parte responsable de la mejoría clínica tras la movilización neurodinámica. Mantengo las ideas claras acerca de las múltiples inferencias relacionadas con la mecanosensibilidad neural como responsable de los síntomas doloroso neurogénicos, entre las que se incluye este edema intraneural, pero sin olvidar que la mecanosensibilidad es mucho más compleja.

Exprimir el nervio mediante la neurodinámica no es la idea que promulgaré entre mis alumnos y pacientes en la búsqueda de la resolución de la clínica neuropática periférica.

5 comments on “Neurodinámica y edema intraneural

  1. Ander Zulet dice:

    Como siempre un placer leerte. Al terminar de leer me ha surgido una duda al instante. Si “exprimir el nervio mediante la neurodinámica no es la idea que promulgaré entre mis alumnos y pacientes en la búsqueda de la resolución de la clínica” ¿cual será la idea que promulgues?
    Gracias por seguir enseñándonos.

    1. Carlos López Cubas dice:

      La idea, en resumen, es el enfoque clínico dirigido a rebajar la mecanosensibilidad neural y así mejorar el movimiento y la función.
      Lo de exprimir, abrir huecos, descomprimir, estirar o acortar,… son sólo medios dirigidos a un fin, que en definitiva es reducir la discapacidad de mi paciente.

  2. Ana dice:

    Tengo una duda acerca de movimiento neural y neurofibroma. Concretamente necesito saber si existe evidencia sobre la relación entre el movimiento al que es sometida una raíz nerviosa con neurofibroma intervenido y el crecimiento tumoral postquirúrgico. Trasladándolo a las recomendaciones terapeúticas en pacientes con recidiva de neurofibroma intervenido ?sería conveniente moderar la actividad física habitual? ?Estaría indicado el tratamiento con neurodinámico en estos casos? Muchas gracias.

    1. Carlos López Cubas dice:

      No lo sé. El movimiento es una opción válida y necesaria en todo postquirúrgico, siempre y cuando se introduzco cómo y cuando los tejidos estén preparados. La relación con el crecimiento del neurofibroma intervenido en concreto, con el movimiento de dicho tejido, la desconozco.

      1. Ana dice:

        Muchas gracias. Saludos!!!

Deja un comentario